Desde un punto de vista vicenciano: Santos y Ánimas

por | Nov 11, 2023 | Formación, Patrick J. Griffin, Reflexiones | 0 comentarios

Cada uno de los días que introducen el mes de noviembre —Todos los Santos y Todos los Difuntos— trae a mi mente una palabra diferente. Cuando pienso en el primero, la palabra «sagrado» salta a la palestra. Cuando pienso en la segunda, la palabra «bueno» ocupa un lugar de honor. Sé que esas palabras no se excluyen mutuamente, ni mucho menos, pero tienen un peso diferente. Parecen proceder de ámbitos distintos.

Cuando pienso en los santos, «sagrado» ofrece una descripción natural. Estas mujeres y hombres especiales llevaron vidas de extraordinaria virtud y servicio. Algunos sufrieron y murieron por la fe; otros hicieron milagros o tuvieron visiones; otros fundaron comunidades religiosas o guiaron a la Iglesia en tiempos difíciles. Todas estas personas parecen estar por encima de sus contemporáneos y seguidores. Eran, y son, modelos que otros pueden esperar seguir e imitar. El resto de los miembros de la comunidad cristiana busca su intercesión y sus enseñanzas. Leemos las historias de sus vidas y alabamos a Dios por las bendiciones que nos ha concedido a través de estas personas. Nos referimos a ellos como «santos».

En el día de la «Conmemoración de todos los fieles difuntos», la palabra que domina mi pensamiento es «buenos». Recuerdo como hombres y mujeres buenos a aquellos familiares, amigos y conocidos que se han encaminado hacia el Señor en los últimos tiempos. No eran perfectos, pero puedo recordar fácilmente las muchas maneras en que demostraron sus esfuerzos por actuar con justicia y hablar con honestidad. Los considero «corrientes», en el mejor sentido de la palabra. Su determinación de vivir fielmente no demostraba un deseo de recibir una atención especial o de separarse de quienes les amaban. En el Evangelio de este domingo pasado, oímos a Jesús hablar de forma poco halagadora de los líderes que «predican pero no practican», que «realizan sus obras para ser vistos», que «aman los lugares de honor y los títulos especiales». Afortunadamente, los fieles difuntos a quienes he amado y admirado no son este tipo de personas. Eran mujeres y hombres buenos.

No pretendo sugerir que estas últimas personas no fueran santas, simplemente me resulta más fácil no utilizar esas palabras para describirlas. Para muchos de nosotros, esos términos pueden parecer que exageran la virtud o las acciones de una persona. Parecen hacer a la persona tan especial que requiere un nivel diferente con el que ser medida. Llamar a alguien «bueno», sin embargo, utiliza un vocabulario con el que la mayoría de nosotros podemos asentir y entender. Podemos compararlos fácilmente con otros que también intentan llevar una vida fiel y corriente.

Para los hombres y mujeres corrientes, ser bueno se expresa en una variedad de virtudes. Puedo describir a alguien como bueno en la forma en que muestra generosidad con su tiempo o sus recursos al servicio de los necesitados. Las personas buenas pueden demostrar esta fuerza de carácter cuando ofrecen comprensión y perdón a los demás por alguna falta o error. Decir la verdad y defender algún valor impopular también puede indicar que una persona intenta ser buena. Y hay tantos ejemplos y expresiones como situaciones e individuos. No faltan oportunidades en la vida cotidiana para ser un buen hombre o una buena mujer.

No me describiría fácilmente como santo o santa sin hacer un rictus o sonrojarme. Pero sí intento considerarme un hombre bueno, y trato de expresar la verdad de esa descripción en el contexto en el que vivo. Pienso de la misma manera en la situación de tantas personas con las que convivo. Solemos intentar ser buenos. Pensamos en el ejemplo de quienes nos han precedido y en su particular éxito en ese esfuerzo. Tal vez, ese sea el estímulo para acudir a los bienaventurados en busca de su modelo e intercesión. Para la Familia Vicenciana, los ejemplos que nos ofrecen nuestros santos y modelos son muchos y a menudo ordinarios.

Etiquetas:

0 comentarios

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Regístrate ahora

homeless alliance
VinFlix
VFO logo

Archivo mensual

Categorías

Sígueme en Twitter

colaboración

Pin It on Pinterest

Share This
FAMVIN

GRATIS
VER