Peregrinacion a Tierra Santa

La Tierra Santa atrae a mucha gente, sobre todo por su significado religioso; es el lugar del testimonio de la vida, muerte y resurrección de Jesús y un lugar simbólico para el cristianismo, es la Tierra Prometida del judaísmo y es, según el Islam, donde se encuentra el Domo de la Roca y el lugar hasta donde cabalgó Mahoma en sueños en un caballo alado subiendo hasta el cielo por Jerusalén. Toda esta realidad, de muchas y ricas tradiciones e historias, también atrajo al Superior General, Asistentes Generales, Secretario General y Ecónomo General, que en este lugar tan especial, del 8 al 16 de mayo, realizaron su retiro-peregrinación y una reunión para evaluación de su trabajo en este actual mandato, que termina en julio con la Asamblea General.

Con mucha eficiencia y generosidad, la Provincia del Oriente, a través de su Visitador P. Ziad Haddad y de su Ecónomo Provincial P. Semaan Jamil, organizó todo el itinerario de la peregrinación y providenció todas las condiciones necesarias para el transporte, el hospedaje y la alimentación. Comenzando por la región del Mar de Galilea, desde Tiberiadas y Cafarnaúm, pasando por Nazaret y Belén, el viaje culminó con una estancia más larga en Jerusalén. En todo este recurrido, innúmeras visitas a lugares bíblicos e históricos, contando siempre con la asesoría competente del P. Stefano SJ, experto en Biblia y responsable por la formación permanente de los jesuitas en Jerusalén. P. Stefano daba las informaciones básicas sobre cada sitio visitado, contextualizándolo dentro del escenario actual de los estudios bíblicos y presentando ricos y oportunos elementos para la meditación y oración.

En algunos sitios bíblicos más significativos, los peregrinos tuvieron un tiempo propio para la meditación y oración personal y para la celebración eucarística. Rezar, meditar y celebrar la eucaristía dentro de este espacio lleno de sentido bíblico-teológico fue para todos una hermosa experiencia de profundización espiritual y vicenciana. La rica experiencia espiritual fue desarrollada dentro de un intenso ambiente de fraternidad y de convivencia comunitaria. Además de la constante presencia amiga de los Padres Ziad y Semaan y de la presencia del P. Khalil Maroun en Jerusalén, la peregrinación fue enriquecida con la participación de las Hijas de la Caridad de Nazaret, Belén, Jerusalén (Betania). En estas comunidades, el grupo se hospedó y con las hermanas celebró varias veces la eucaristía y tuvo alegres y fraternos momentos de convivencia.

La última actividad fue la reunión para evaluar los seis años de trabajo del Gobierno General. ¡Una reunión no muy larga, pero iluminada por la experiencia de la peregrinación y rica en su contenido! Dentro de los límites y posibilidades de cada uno y de todo el grupo, se ha constatado un significativo ambiente de dedicación y de colaboración entre todos los integrantes del Gobierno General; el trabajo, en general, se ha desarrollado prioritariamente desde las conclusiones de la Asamblea General-2010, con muchos logros, diversas iniciativas de desarrollo y crecimiento vicenciano, pero también con algunos límites, muchas dificultades e inquietantes desafíos. Desde la experiencia de estos seis años se ha constatado una serie de cuestiones a ser acompañadas y trabajadas y varias sugerencias para mejorar el trabajo de gobierno y animación de la Congregación. Todos estos puntos serán presentados a la próxima Administración.

Los miembros del Gobierno General agradecen a la Provincia del Oriente por el regalo de esta visita a Tierra Santa, agradecen también a las Hijas de la Caridad por la fraterna y vicenciana acogida. Viajar a Tierra Santa es siempre una experiencia enriquecedora, es, sobre todo, una oportunidad preciosa para volver a las raíces de la vida cristiana… Qué esta visita sea para los miembros del Gobierno General, ya terminando su mandato y en este Año de la Misericordia, un estímulo para disponerse siempre más a peregrinar espiritualmente al encuentro de Cristo, rostro de la Misericordia divina, y para continuar con renovado ardor en el camino misericordioso de caridad y misión inaugurado por Cristo evangelizador de los pobres…

Fuente: CMGlobal.org

Pin It on Pinterest

Share This