Reflexión sobre la primera pregunta de Dios

por | Jun 10, 2022 | Formación, John Freund, Reflexiones | 0 comentarios

En esta reflexión me gustaría plantear la «primera pregunta de Dios».

¿Recuerdas la primera pregunta de Dios? Es una que los padres suelen hacer a sus hijos. Pero también es una que tiene muchos significados según el contexto.

Dios preguntó a Adán y Eva: «¿Dónde estáis?».

Estoy suscrito al blog de Bob Tiede «Leading with Questions» [Dirigir con preguntas]. Se describe como un apasionado de la ayuda a las personas, especialmente a los líderes, para cambiar su paradigma de la presión de tener todas las respuestas correctas a tener simplemente algunas de las preguntas correctas. Esta reflexión se inspira en una serie de posts de este blog.

Dios preguntó a Adán y Eva «¿Dónde estáis?»

Adán y Eva estaban escondidos en el jardín cuando Dios hizo la primera pregunta registrada: «¿Dónde estáis?».

¿Por qué preguntó Dios? Si Dios es omnisciente, ¡ya sabía dónde estaban Adán y Eva!

Así que, si Dios ya sabía dónde estaban Adán y Eva, ¿por qué preguntó? ¿Por qué no les dijo simplemente a Adán y Eva que sabía dónde estaban?

¿Podría haber sido para beneficio de ellos que Dios hiciera la pregunta? ¿Podría haber pensado Dios que era más importante que Adán y Eva pensaran en lo que acababa de suceder? ¿Podría Dios haber estado «guiando con preguntas», como le gusta repetir a Tiede?

¿Qué estaba preguntando Dios realmente?

A veces, cuando te preguntan: «¿Dónde estás?», el que pregunta quiere saber algo más que dónde estás físicamente.

Piensa en el padre que llama a su hijo o hija después del toque de queda y le pregunta: «¿Dónde estás?». No sólo quiere saber literalmente: «¿Dónde estás?». Más importante aún, sin decirlo, quiere saber: «¿Por qué no estás en casa?». El padre espera que le indiquen algo sobre la situación.

Creo que es obvio que Dios les está pidiendo a Adán y Eva que piensen: «¿Por qué te escondes?» «¿Por qué te escondes en este hermoso jardín?» «¿Por qué tienes que esconderte detrás de las hojas de higuera?» Dios les está preguntando cómo ven su relación con Dios… y «por qué»

¿Dónde estoy?

A menudo, cuando nos preguntan «¿Dónde estás?«, no está preguntando dónde estás físicamente, sino «¿dónde estás?» en algún sentido más profundo. Una vez más, los padres se preguntan qué está pasando por la mente de su hijo. Su esperanza es que esa pregunta los despierte.

¿Dónde estás…

  • en tu vida?
  • en tu carrera?
  • en tu vocación -como persona casada, padre o madre, evangelizador de los pobres y marginados?
  • superando los retos que se te presentan?

¿Dónde estás…

  • emocionalmente?
  • físicamente?
  • espiritualmente?

Dos preguntas más

¿Cuál de tus muchas preguntas es la más importante para ti ahora?

A Bob Tiede le gusta señalar que es más importante hacerse las preguntas correctas que tener todas las respuestas.

Nada menos que el gran genio Einstein dijo: «Cuando tengo una semana para resolver un problema aparentemente imposible, paso seis días definiendo el problema. Entonces, la solución se vuelve obvia».

Quién te ayuda a hacer las preguntas incómodas.

Muchas veces estamos demasiado cerca de una situación para ver lo que es obvio para otro. Piensa en la persona que busca sus gafas. A veces es necesario que otro señale lo obvio… las gafas están en la parte superior de su cabeza.

Es entonces cuando tenemos que estar atentos a las preguntas que nos hacen los que nos quieren… y los que quizá no nos quieren. Sus preguntas pueden ayudarnos a centrarnos.

¿Qué pregunta te hace Dios… y quién te ayudará a comprender su importancia?

Publicado originalmente en Vincentian Mindwalk

Etiquetas:

0 comentarios

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

homeless alliance
VinFlix
VFO logo

Archivo mensual

Categorías

Sígueme en Twitter

colaboración

Pin It on Pinterest

Share This