La Jornada Mundial de la Juventud, desde la perspectiva de una generación de más edad

por | Ene 26, 2019 | Formación, John Freund, Reflexiones | 0 comentarios

La Jornada Mundial de la Juventud es un recordatorio para una generación de más edad.

Para aquellos de nosotros que ya no nos consideramos jóvenes, la Jornada Mundial de la Juventud puede ser una oportunidad para revisar nuestro aprecio y enfoque hacia la juventud de hoy.

Antes de meditar sobre nuestra apreciación personal y acercamiento a la juventud, escuchemos la voz de Federico Ozanam, de hace más de 160 años.

En 1847, Federico Ozanam se dirigió a la Asamblea General de la Sociedad de San Vicente de Paúl con estas palabras sobre su parecer acerca de la importancia que tenían los jóvenes:

Si a los jóvenes que llegan les resulta útil encontrar amigos y hermanos, es indispensable para la Sociedad reclutar sus miembros entre los jóvenes. Hace catorce años que existe la Sociedad: no debe ir envejeciendo según envejecen sus fundadores.

Debió sentirse muy convencido al respecto, ya que también escribió: «La juventud es útil por su audacia, hasta por sus imprudencias, por las ideas nuevas que aporta, por las obras en que no se había pensado».

El desafío continuo de atraer a los jóvenes

En 1858, pocos años después de la muerte de Federico, la Sociedad de san Vicente de Paúl todavía estaba lidiando con estos asuntos que Ozanam planteó:

La juventud comunica esa savia, esa vida, esa atracción que, con la edad, se van resfriando siempre, más o menos, e impiden que las conferencias caigan en la languidez y la monotonía.

Se nos puede decir: «Es que nosotros no podemos atraer la gente joven». Quizás esto sea cierto en algún caso, pero ¿siempre es así? ¿Acaso no hay conferencias en las que apenas se piensa en ello, o en las que, cuando vienen los jóvenes, se les deja entrar como con desapego, o con una especie de tutela, y se desconfía demasiado de su edad, o bien de su pretendida inexperiencia? Y, si esto es así, ¿puede resultarnos raro que esos jóvenes, acogidos tan fríamente, se disgusten y se retiren? Lo contrario sería algo sorprendente, que denotaría, por su parte, un ardor extraordinario.

Exhortamos a las conferencias que se quejan de no tener en su seno gente joven, a que examinen bien su propia conducta, y observen si no tienen algo que echarse en cara sobre este punto, o alguna modificación que hacer en sus costumbres.

[Javier Chento, Director Internacional de FamVin.org y destacado investigador de Ozanam, brinda un tratamiento más completo de estos pasajes recientemente traducidos]

Preguntas precisas

La SSVP de 1858 hacía luego algunas preguntas muy directas…

¿Sus sesiones no son demasiado largas?

¿No se ocupan, a veces minuciosamente, de ciertos pormenores, que deberían resolverse en un minuto?

Cuando vienen jóvenes por primera vez, ¿nos preocupamos de ellos, se les acoge bien, y, después de haber probado su celo, se les confían algunas funciones activas que desempeñar?

He aquí varios puntos sobre los cuales deben las conferencias hacer examen de conciencia; y confiamos que no será sin fruto, si se hace seriamente.

Estas palabras del pasado pueden darnos una perspectiva de las más de una docena de celebraciones de la Jornada Mundial de la Juventud. Los papas, desde 1986, han estado tratando de celebrar, fomentar y aprovechar la energía y la creatividad de los jóvenes.

Algunas cosas para que cada uno de nosotros piense hoy

Sospecho que la mayoría de los visitantes de este sitio se ven ya algo lejos de la edad de la juventud. Para nosotros, esta Jornada Mundial de la Juventud debe ser una ocasión para que nos hagamos algunas preguntas muy prácticas.

  • ¿Cuánto de lo que Federico y los primeros miembros de la Sociedad dijeron es cierto en nuestras parroquias y en las ramas de nuestra Familia Vicenciana?
  • ¿Cuál es mi actitud hacia las actividades juveniles en mi parroquia y en mi rama de la familia?
  • ¿Qué he hecho para dar la bienvenida a los jóvenes en mi parroquia y en mi rama de la familia?
  • ¿Qué preocupaciones tengo acerca de hacer las cosas de manera diferente?
  • ¿Estoy abierto a hacer las cosas de manera diferente?
  • ¿Qué paso práctico, no importa cuán pequeño sea, puedo dar para celebrar y guiar a los jóvenes?

Beata Rosalía Rendu, HC, abre nuestros ojos a las posibilidades de los jóvenes.

Etiquetas:

0 comentarios

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Regístrate ahora

homeless alliance
VinFlix
VFO logo

Archivo mensual

Categorías

Sígueme en Twitter

colaboración

Pin It on Pinterest

Share This
FAMVIN

GRATIS
VER