Una luz en la oscuridad #NUVMI

por | Jun 28, 2018 | Noticias | 0 comentarios

Durante la peregrinación a los lugares vicencianos en París con el Instituto de Misiones Vicentinas, tuve la suerte de visitar el lugar donde Santa Luisa encontró «luz».

El día de Pentecostés oyendo la Santa Misa o haciendo oración en la iglesia en un instante, mi espíritu quedó iluminado acerca de sus dudas.
Y se me advirtió que debía permanecer con mi marido, y que llegaría un tiempo en que estaría en condiciones de hacer voto de pobreza, de castidad y de obediencia, y que estaría en una pequeña comunidad en la que algunas harían lo mismo. Entendí que sería esto en un lugar dedicado a servir al prójimo; pero no podía comprender cómo podría ser, porque debía haber (movimiento de) idas y venidas.
Se me aseguró también que debía permanecer en paz en cuanto a mi Director, y que Dios me daría otro, que me hizo ver (entonces), según me parece, y yo sentí repugnancia en aceptar; sin embargo, consentí pareciéndome que no era todavía cuando debía hacerse este cambio.
Mi tercera pena me fue quitada con la seguridad que sentí en mi espíritu de que era Dios quien me enseñaba todo lo que antecede, y pues Dios existía, no debía dudar de lo demás.
Siempre he creído haber recibido esta gracia del Bienaventurado Monseñor de Ginebra, por haber deseado mucho, antes de su muerte, comunicarle esta aflicción y, por haber sentido después gran devoción y recibido por su medio muchos favores, y en aquel entonces sé que tuve algún motivo para creerlo así, del que ahora no me acuerdo.

(SLM, Pensamientos, pág. 667)

En la Chapelle Saint Vincent, recordé tantas caras bellas como pude, para que San Vicente pida a Jesús la gracia que tú (y yo) necesitamos. En la Capilla de la Medalla Milagrosa, una oración rápida para aumentar nuestra devoción. En la iglesia de Saint-Nicholas-des-Champs, la iglesia parroquial de Santa Luisa, me arrodillé ante el Santísimo Sacramento y oré, por la intercesión de Santa Luisa, por una intención especial. Pequeñas gracias de un Dios tan amoroso y generoso, a través de Jesús. San Nicolás era un lugar «nuevo» para mí. Si tiene dudas, o amigos que están en «tinieblas», actúe como si tuviera fe, pida a Santa Luisa y se le dará luz.

He aquí una pequeña galería de fotos de la peregrinación hasta el momento. (Por cierto, #NUVMI es el hashtag de Twitter del grupo Niágara participando en la peregrinación).

Etiquetas:

0 comentarios

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

homeless alliance
VinFlix
VFO logo

Archivo mensual

Categorías

Sígueme en Twitter

colaboración

Pin It on Pinterest

Share This