últimas noticias sobre el COVID-19

¿Qué significa para mí ser vicenciano? #YoSoyVicente

por | Jul 2, 2017 | Formación, YoSoyVicente | 0 comentarios

Cuando me inscribí por primera vez como Voluntaria Vicenciana, debo confesar que no entendí completamente lo que significaba serlo. Sabía que tenía que ver con san Vicente de Paúl, que pasó su vida sirviendo a los pobres y a los menos afortunados, y eso me bastaba. Ahora que llevo 4 meses en el programa, me he dado cuenta de que el término «Vicenciano» tiene diferentes interpretaciones dependiendo del individuo y las circunstancias. Entonces, ¿qué significa para mí el término «Vicenciano» en este momento de mi camino?

En primer lugar creo que hay una ligera diferencia en lo que hace un Vicenciano y lo que es un Vicenciano. Muchos dicen que un Vicenciano es aquel que alivia el sufrimiento y satisface las necesidades de los que viven en la pobreza. Eso es cierto, pero siento que es más que lo que hace un vicenciano. Un vicenciano, para mí, es casi más un estado de ánimo, una manera diferente de ver a la gente y al mundo que nos rodea, en particular en lo que respecta a los que sufren de pobreza. La pobreza puede tomar muchas formas. Puede significar falta de dinero, pero también puede referirse a un sufrimiento o falta de algo crucial en la vida.

Aquí están algunos de mis pensamientos:

  • Alguien con un espíritu vicenciano ve a la gente de una manera diferente. Aunque es difícil de describir con palabras, la forma más simple es decir que ven a las personas como seres humanos primero, en lugar de mirar la situación en la que se encuentran o las decisiones que han tomado en la vida. Un vicenciano entiende la importancia de la dignidad y que todos merecen ser tratados con dignidad, sin importar cuál sea la circunstancia.
  • Los vicencianos creen que aquellos que son marginados por la sociedad a menudo nos dan y nos enseñan más de lo que podemos darles o enseñarles. Cuando comencé este programa, todo se trataba de darme a mí misma —mi tiempo y talentos— a los demás. Sin embargo, puedo decir honestamente que aquellos con los que trabajo e interactúo cada día me dan mucho más de lo que yo les puedo dar.
  • Ellos hacen un esfuerzo consciente por ver a Dios en todo lo que hacen y en todos los que encuentran. Ellos constantemente se están preguntando todo el día: «¿Qué está tratando Dios de mostrarme o enseñarme en este momento?» Es una atención a la Providencia… el movimiento y la acción de Dios en nuestra vida y experiencias diarias.
  • Los vicencianos abordan las experiencias y las personas con las que se encuentran con una mente abierta. Reconocen las habilidades, los talentos y las oportunidades con las que han sido bendecidos y el llamado a utilizarlos para el bien y el bienestar de los demás, en particular para aliviar el sufrimiento de los pobres y marginados, no por piedad, sino por respeto.

Me esfuerzo cada día para abrazar y vivir de acuerdo con estos ideales, pero todavía estoy aprendiendo y transformándome. Es un viaje de por vida y mis 10 meses como Voluntaria Vicenciana en el Reino Unido es sólo un capítulo en ese viaje y estoy disfrutando cada minuto de él. ¡No puedo esperar para ver lo que Dios tiene reservado para mí cada día!

~Julie


Del Blog de la Capellanía Católica de MANCHESTER UNIVERSITIES, Manchester, Inglaterra. Puedes contactar con Julie comentando la entrada original en el blog.

Etiquetas: YoSoyVicente

0 comentarios

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

homeless alliance
VinFlix
VFO logo

Archivo mensual

Categorías

Noticias de .famvin y de otras webs vicencianas, en varios idiomas

Sígueme en Twitter

colaboración

Pin It on Pinterest

Share This