últimas noticias sobre el COVID-19

Becarios del programa Ozanam combaten la pobreza con la Educación en África occidental

por | May 29, 2016 | Noticias, YoSoyVicente | 0 comentarios

dsc_9311

A los 17 años de edad, dos estudiantes de la escuela secundaria de Maryland tomaron medidas contra el ciclo de pobreza que atrapa a muchos jóvenes en la ciudad natal de sus familias, Bali Nyonga, en Camerún.

La educación, pensaban, era la clave del éxito. Así que los amigos de toda la vida Langmia (Lang) Fonjoe (Escuela de Negocios de Tobin, promoción de 2017) y Junior Doh’ (Escuela de Estudios Profesionales, promoción de 2017) crearon la Fundación ROC, una organización no lucrativa que proporciona asistencia financiera a jóvenes de dos escuelas secundarias locales del pueblo de África Occidental.

Han pasado cuatro años desde entonces. Hoy en día, Fonjoe y Doh son becarios del Programa Ozanam en el campus de la Universidad de St. John en Queens, Nueva York. El programa de licenciatura hace hincapié en la investigación académica, la ciudadanía global, y el servicio vicenciano. Los filántropos de 21 años de edad dicen que están ganando los conocimientos y habilidades para expandir sus esfuerzos. «Hemos aprendido muchas cosas que podemos aportar a la fundación», dijo Fonjoe.

Soluciones a través del conocimiento

En diciembre pasado, los amigos recibieron una beca del programa para llevar a cabo su investigación de culminación de estudios en Bali Nyonga (Bali, para abreviar). Todos los becarios Ozanam realizan un proyecto final. Fonjoe se centra en la educación; Doh, en la salud de las mujeres. En abril, con la ayuda de los programas y clubs de estudiantes como Haraya, llevaron a cabo su tercer evento «Roc the Mic» para recaudar fondos para su fundación.

«Lang y Junior reflejan la misión y los objetivos del Programa de Becarios Ozanam», dijo Deanne Southwell, Doctor en Educación, Director Ejecutivo del Instituto Vicenciano para la Acción Social (VISA), que comprende las iniciativas de la Universidad basadas en la misión. «A través de los requerimientos, los estudiantes adquieren herramientas para elevar su contribución a la sociedad, mientras adquieren una comprensión significativa de los problemas que dificultan la dignidad y los derechos humanos».

«Los amigos se comprometieron a profundizar su trabajo en África Occidental», señaló Carline Bennett, directora del Programa de Becarios Ozanam. «Proporcionamos una plataforma para que puedan investigar los problemas críticos de justicia social a través de viajes, servicio e investigación con mentores de la facultad».

«El trabajo que Fonjoe y Doh están haciendo para educar a los estudiantes en Camerún lleva el sello de la justicia social vicenciana», dijo Konrad Tuchscherer, Ph.D., Profesor Asociado de Historia y Director del Programa de Estudios Africana. Tuchscherer es el mentor de Fonjoe; Preety Gadhoke, Ph.D., Profesor Adjunto, Profesional de Industria, aconseja a Doh.

Una manera de devolver

Aunque Fonjoe y Doh son primos, que consideran como hermanos. «No hay palabra para «primo» en Bali», explicó Fonjoe. Se crió en Maryland, pero sus padres mantienen fuertes lazos con Bali y pertenecen a organizaciones que promueven el desarrollo en el África occidental.

Doh llegó a Estados Unidos cuando tenía ocho años y ha vivido cerca de su hermano desde entonces. «Mi madre,» dijo Doh, «me decía: ‘Dios te ha bendecido demasiado para que no puedas ayudar a otros».

«Fuimos criados para ser socialmente conscientes», dijo Fonjoe. Él y Doh crearon la fundación porque «teníamos que hacer algo» sobre la pobreza que veían cada vez que visitaban Bali. Llamaron «Roe Nation» a su fundación sin ámo,p de lucro, la compañía de entretenimiento fundada por el rapero Jay Z. «Soy un fan», dijo Fonjoe.

Hasta la fecha, la fundación ha proporcionado asistencia financiera y premios académicos para cientos de estudiantes en dos escuelas independientes de Bali. La matrícula, de 75 a 100 fólares al año, es un reto para muchas familias de la localidad. Fonjoe y Doh trabajaron duro para obtener los fondos. «Nos apresuramos», dijo Fonjoe. «Llamamos a muchas puertas, fuimos a compañeros de clase, familiares, amigos. Todo ayudó».

Fuente: St. John’s News

0 comentarios

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

homeless alliance
VinFlix
VFO logo

Archivo mensual

Categorías

Sígueme en Twitter

colaboración

Pin It on Pinterest

Share This