Puede parecer, a primera vista, un gran salto conectar el miércoles de ceniza, el día de San Valentín y el cambio sistémico. Pero escúchame: en realidad, no es tan difícil.

En pocas palabras…

La Cuaresma consiste en quitar las escamas de nuestros ojos para que seamos más conscientes del amor que Dios nos tiene en la alegría de la Pascua.

El Día de San Valentín es un día centrado en celebrar el amar y ser amado, no muy distinto en esto a la celebración del Bautismo y la Eucaristía.

El cambio sistémico se puede ver como el Día de San Valentín y la Cuaresma “con esteroides”: eliminar los obstáculos que impiden a las personas que viven en los márgenes el experimentar la pertenencia y fomentar positivamente la conciencia de estar plenamente vivos.

Todo se basa en aprender a ver con más profundidad… en cambiar la visión.

Cambio de lentes

La Cuaresma no va de rendirse. Se trata de despertar al misterio del amor de Dios. Si hay algo a lo que renunciar es de las cosas que nos ponen a dormir, para ver el amor de Dios en nuestra vida cotidiana.

Bajo de su apariencia comercial, el Día de San Valentín trata de expresar amor y celebrar el regalo del amor recibido. ¿Que es el amor? Como dijo Maria Shriver en una columna reciente: “Me siento amada cuando me siento vista. Me siento amada cuando me siento escuchada. Me siento amada cuando me siento segura y comprendida”.

El ensimismamiento está incrustado en nuestros sistemas hasta el punto de que a menudo ni siquiera podemos reconocerlo. El cambio sistémico desenmascara el ensimismamiento del pecado original. El cambio sistémico busca estructuras que promuevan lo que San Ireneo describe como la gloria de Dios: “Que la persona humana viva plenamente”. Los papas de Pablo VI a Francisco hablan de “desarrollo humano integral”.

Conectando los puntos en nuestras vidas

  • ¿Qué debo hacer para despertar al amor de Dios en mi vida?
  • ¿Cómo puedo celebrar el significado más profundo del Día de San Valentín y el intercambio de regalos de amor?
  • “¿Qué se debe hacer” para garantizar que las estructuras sociales modelen la visión de Mateo 25… estaba alienado y me abrazaste?

Pin It on Pinterest

Share This