Sections

21 de marzo de 1933

En Reuilly, en presencia de las autoridades religiosas, los restos de sor Catalina Labouré se sacan del ataúd de plomo en que se encontraban y se disponen en otro de roble para ser trasladados a la Casa Madre de las Hijas de la Caridad, donde al día siguiente tendrá lugar el reconocimiento oficial.