Evangelio y Vida para el 25 de junio de 2020

por | Jun 25, 2020 | Evangelio y Vida, Formación, Reflexiones | 1 comentario

“Socórrenos, Dios, Salvador nuestro…”

2 Re 24, 8-17; Sal 78; Mt 7, 21-29.

“No todo el que me diga: «Señor, Señor», entrará en el Reino de los Cielos, sino el que haga la voluntad de mi Padre celestial.” La conclusión del Sermón del Monte es ésta: amar al prójimo como a nosotros mismos. Dios nos amó primero y nuestra respuesta a ese amor, será esforzarnos cada día por construir nuestra casa interior sobre roca y no sobre arena.

Jesús nos enseña que no debe existir división entre la fe y la vida, entre hablar y hacer, entre enseñar y practicar. Que no nos pase como a aquel niño que, cansado de ver a las hermanas rezar e ir a misa, dijo: “puro Dios, puro Dios”. Este pequeño, en el fondo, tenía razón, ya que nuestra vida no puede ser solo rezar y rezar, sino rezar y actuar, rezar y amar, esa es la verdadera seguridad que el ser humano debe buscar, solo así afirmaremos que Dios es la roca que nos sustenta en la hora de las dificultades y de las tormentas.

¿Hasta este momento de mi vida, que tipo de espacio interior me he esforzado en construir?

Fuente: «Evangelio y Vida», comentarios a los evangelios. México.
Sor Yolanda Elvira Guzmán Yeh, H.C.

Etiquetas:

1 comentario

  1. Norma Leticia Cortés Cázares

    Agradezco infinitamente que esté integrado Evangelio y Vida a esta página, es un apoyo muy valioso para la reflexión y oración del día.

    Responder

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

homeless alliance
VinFlix
VFO logo

Archivo mensual

Categorías

Sígueme en Twitter

colaboración

Pin It on Pinterest

Share This