Historia

El festival de alfombras  nace un 31de octubre de 1993, como iniciativa de jóvenes que pertenecían a la asociación de Juventudes Marianas Vicentinas de Quetzaltenango, quienes en ese entonces llevaban a cabo su Apostolado en Catedral Metropolitana de Los Altos; uno de sus objetivos iniciales fue llamar la atención y animar el espíritu de los jóvenes que se habían alejado de la comunidad  por diversos motivos, como segundo objetivo evangelizar por medio de la alfombra a toda la feligresía que se congregaba entorno al parque central celebrando la culminación de las festividades en honor a nuestra madre María en su advocación del Rosario y como último objetivo rendir homenaje a la patrona del pueblo de Quetzaltenango.

Este festival se ha ido extendido y tomando más realce a lo largo de los años volviéndose una tradición de la ciudad de Quetzaltenango en donde participan los diversos grupos juveniles de las diferentes iglesias de la Ciudad Altense.

Cada Año la comisión organizadora se encarga de estructurar el festival que gira entorno a un tema central que va variando de acuerdo al contexto eclesial actual.

Descripción

La Comunidad año con año se prepara para participar en el festival de alfombras desde el mes de septiembre, comenzando con los temas de formación y evangelización para los jóvenes y niños, quienes, después de recibir esta inducción, se disponen para presentar sus ideas, que giran en torno al tema correspondiente en un festival de diseños que es organizado por la Vocalía Mariana de la comunidad, posteriormente el equipo encargado de concretar la idea se reúne y realiza un diseño a escala.

Se destina dos fines de semana del mes de Octubre para comprar el aserrín y teñirlo de acuerdo a los colores que el diseño llevara. En esta actividad se congregan nuestros Asesores Laicos, la comunidad de jóvenes y la de niños, quienes comparten la alegría de ser parte del deseo de nuestra madre la santísima Virgen María.

Este año, el festival se llevó a cabo el 27 de octubre, dando inicio a las 5 de la mañana bajo el tema “Seamos influencers como María modelo de amor sin fronteras”, basado en Sínodo de la juventud, Laudato si y el sínodo de la Amazonias, con los jóvenes de la comunidad, quienes comenzaron a dibujar el diseño en el área destinada. Posteriormente los niños y nuestras familias marianas vicentinas se unieron, ayudando a darle más vista a la alfombra, dándole color a través del aserrín. Toda la actividad estuvo animada por la vocalía Mariana y ^Liturgia y la vocalía de Tiempo Libre, quienes, con dinámicas y porras, animaron el espíritu de todos los miembros de la comunidad.

Al llegar las tres de la tarde esperamos con alegría la salida de la imagen de nuestra madre, la Santísima Virgen María bajo la advocación del Rosario, a quien, antes de llegar en hombros de los socios de las diferentes hermandades al espacio que nos destinaron para la alfombra, le rendimos homenaje cantándole con amor y pidiéndole su intercesión para que siga animando el espíritu de los demás grupos juveniles.

Años anteriores se imprimían trifoliares con el tema que abarcaba la alfombra; este año se decidió no imprimir volantes para evitar un factor de contaminación y se dio a conocer el tema a través de los medios de comunicación audible, televisiva y redes sociales.

También se solicita a la municipalidad que nos proporcione un tren de aseo para que pase recogiendo las bolsas de aserrín después del paso procesional; dichas bolsas sirven para abonos de los cultivos.

Pin It on Pinterest

Share This