Evangelio y Vida para el 28 de septiembre de 2018

por | Sep 28, 2018 | Evangelio y Vida, Formación, Reflexiones | 0 comentarios

Qo 3, 1-11; Sal 143; Lc 9, 18-22.

«Es necesario que el Hijo del hombre sufra mucho»

El Evangelio nos presenta otro momento importante en la vida de Jesús que está precedida por la oración. Estando a solas con sus discípulos, Jesús les pregunta sobre lo que dice la gente de él. La opinión es todavía vaga e imprecisa, ya que unos lo confunden con Juan, otros con Elías o algún profeta antiguo. Pero sus discípulos, los que le han seguido desde el principio, demuestran tener ideas un poco más claras. Por medio de Pedro, ellos le reconocen como el “Mesías de Dios”.

¿Por qué entonces les prohíbe que lo comuniquen a los demás? Porque todavía no era el momento. La gente esperaba que el “ungido de Dios” tuviera poder como los antiguos reyes de Israel, pero Jesús viene con un mesianismo distinto, desde lo pequeño y humilde; aclara qué tipo de Mesías es: un hombre que sufre, rechazado, entregado a la muerte y que va a resucitar al tercer día.

“Todo tiene su tiempo…”, leemos en la primera lectura. ¿Cómo entendemos esta frase, qué repercusiones trae para nosotros este pensamiento? Jesús sigue preguntando: ¿Quién dice la gente que soy yo? ¿Qué podemos responder?

.

Fuente: «Evangelio y Vida», comentarios a los evangelios. México.
Autora: Luz María Ramírez González

Etiquetas:

0 comentarios

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

homeless alliance
VinFlix
VFO logo

Archivo mensual

Categorías

Sígueme en Twitter

colaboración

Pin It on Pinterest

Share This