Este es el tercero trayecto del plan formativo destinado al estudio individual o en grupo, basado en el artículo «Profetismo del Carisma Vicenciano a la luz de la Doctrina Social de la Iglesia» de Sor María Pilar López, H.C.

Vicente en medio de las batallas de hoy en díaEsta sección es la más larga del artículo. Es fundamental, pero de una manera diferente a la sección anterior.

¿Por dónde comenzar? ¡Hay tantas citas poderosas de nuestra rica herencia vicenciana! «San Vicente afirma que hay que servir a todo el hombre, a toda la persona. Esta separación entre lo ‘espiritual’ y lo ‘corporal’ parece que ya creó problemas en su tiempo».

La Hermana Pilar nos ofrece muchos ejemplos de cómo Vicente abordó los problemas en su tiempo. Hoy en día, las palabras son diferentes pero continúan las batallas sobre lo que se llama hoy «evangelización integral», a veces incluso en los niveles más altos de Roma.

La Hermana Pilar escribe:

«Con un lenguaje distinto, pues estamos a tres siglos de diferencia, el Compendio nos recuerda que la salvación es integral, de toda la persona, algo que para nosotros, hijos e hijas de Vicente de Paúl no debía ser nuevo: “La Doctrina Social de la Iglesia tiene una profunda unidad, que brota de la Fe en una salvación integral, de la esperanza en una justicia plena, de la Caridad que hace verdaderamente hermanos a todos los hombres en Cristo” (Compendio, 3).

«La experiencia de Dios, en Vicente de Paúl, pasa a través de las mediaciones de los pobres. Benedicto XVI, en la “Deus Caritas est”, donde nombra a San Vicente, expresa el mismo principio: ‘Amor a Dios y amor al prójimo se funden entre sí: en el más humilde encontramos a Jesús mismo y en Jesús encontramos a Dios’” (Benedicto XVI, Deus caritas est, nº 15) «.

Para la hermana, está claro que Vicente vivió su comprensión de Mateo 25 incluso cuando significaba asumir la cultura de su tiempo.

Ella conmovedoramente nos recuerda que en el tiempo de Vicente las mujeres eran vistas como ciudadanos de segunda clase y esto se aplicaba tanto a su estatus social como a su posición dentro de la Iglesia.

Vicente se enfrentó a las tradiciones de su tiempo y abrió nuevos caminos y, no obstante, comprendió las consecuencias de hacer esto, al situar a las mujeres en medio de la vida social y religiosa con su fundación de las Cofradías de la Caridad y las Hijas de la Caridad.

Concluye la hermana que San Vicente está (a) enseñándonos a seguir simplemente el ejemplo de Jesucristo como nos lo describió Juan Pablo II y (b) cuando tratamos de hacer algo en beneficio de los pobres, no debemos dudar en actuar de manera contra-cultural cuando sea necesario.

Hoy en día hay necesidad del compromiso profético de los seguidores de Vicente con la enseñanza de Jesús en Mateo 25.

A continuación, dedica algún tiempo a reflexionar sobre estas preguntas, mientras ves la presentación de diapositivas que se encuentra a continuación:

  • ¿Creemos en la evangelización integral tanto del cuerpo como del alma?
  • ¿Cómo equilibramos las obras corporales y espirituales de misericordia?
  • ¿Estamos dispuestos a actuar de una forma contra-cultural?

¡Hasta la próxima semana!

Esperamos que hayan disfrutado de esta colaboración, uniéndose a las fuerzas de la

Os pedimos que cada Vicenciano se convierta en un formador.

LEERVERREFLEXIONAROFRECER


Tags: , , ,

Pin It on Pinterest

Share This